jueves, 19 de agosto de 2010

La enfermedad de la pobreza

La pobreza en nuestros países es alimentada por múltiples factores que a la vez se retroalimentan entre sí.

Edwin Francisco herrera Paz ¿Se ha preguntado usted alguna vez por qué le cuesta tanto a nuestros países tercermundistas salir del atraso en el que se encuentran sumidos? En estos países la infraestructura deficiente, la falta de mano de obra especializada, paupérrimos servicios de salud pública y una pobre educación básica formal son la norma. ¿Por qué no logramos un desarrollo como el de los países industrializados a pesar de las grandes cantidades de capital que se nos inyecta a manera de préstamos cada año? ¿Es el asunto un problema de riqueza o de pobreza? ¿O es mucho más complejo que eso?
Es posible que usted lo haya intuido. El asunto es complejo, y como la sociedad es un sistema complejo compuesto de muchísimos subsistemas debemos abordar el análisis del subdesarrollo desde esta perspectiva. Un sistema complejo tiene, en general, mecanismos de regulación de tipo estabilizador que lo hacen resistirse al cambio. Los sistemas económicos se autorregulan (en parte), por ejemplo, mediante leyes como la de la oferta y la demanda. Le daré un ejemplo del dominio médico y luego abordaré el problema de la pobreza desde el punto de vista multisistémico, llamándolo “enfermedad de la pobreza”.
Las funciones del cuerpo humano se autorregulan
Tomemos como ejemplo la presión arterial. Para poder gozar de buena salud debemos mantener una presión arterial estable, que en promedio es de 120/80. Presiones sostenidas por arriba de estos valores causan daño al corazón y a los vasos sanguíneos. Para que la presión se pueda mantener dentro de ciertos límites saludables se hace indispensable la integridad de muchos factores que evitan desviaciones substanciales de la normalidad. Supongamos, a modo de ejemplo, que ingerimos una gran cantidad de agua. El exceso de líquido hará que la presión aumente. Sin embargo inmediatamente comienzan los mecanismos de regulación a actuar para ajustarla. En este ajuste entran en juego los sistemas endócrino, cardiovascular, nervioso y renal. Se necesita de la integridad y del correcto funcionamiento de cada uno para regularla.
¿Qué sucede cuando falla uno de estos sistemas? Se produce la hipertensión, que inicialmente no causará mucho daño. Si no es tratada a tiempo la hipertensión comenzará a dañar los mismos sistemas que la regulan entrando en un círculo de retroalimentación positiva, o círculo vicioso, en el que un daño inicial ocasiona cada vez más daño. Por ello, a medida que avanza el tiempo será cada vez más difícil tratar la hipertensión debido a que el daño se ha extendido a varios sistemas, y el médico se ve en la necesidad de recurrir a terapias con múltiples medicamentos.
La pobreza como enfermedad pasajera o como mal multisistémico
¿Qué sucede cuando un país desarrollado cae en un período de recesión? Inmediatamente entran en acción los mecanismos de autorregulación y la economía del país se recupera en unos cuantos años. Una sociedad de este tipo, con sistemas sanos, caerá en la pobreza solo temporalmente. La medicina proporcionada a tiempo en forma de inyección de capital y medidas de austeridad pronto brinda los resultados esperados. Aquí, la pobreza es un mal pasajero.
Muy diferente es el caso de los países subdesarrollados en los que la pobreza es un mal multisistémico. En este caso la medicina aplicada en el país desarrollado (inyección de capital y medidas de austeridad) no mejorará la economía, e incluso pueden agravarla alentando la dependencia y la corrupción. Y esto último es lo que ha venido haciendo el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional en los países subdesarrollados, ubicados principalmente en África y América.
Una adecuada solución al problema de la pobreza en nuestros países debe ser atacada de forma multisistémica, instaurando estrategias en cada una de las áreas problemáticas. Y algo muy importante: todas las estrategias se deben implementar SIMULTÁNEAMENTE. Continuando con la comparación médica, si usted es un paciente hipertenso que debe tomar dos medicamentos, uno para disminuir la fuerza de bombeo del corazón y otro para disminuir el volumen de líquidos, usted deberá tomar ambos a la vez. No funciona si usted toma uno una semana y el otro la siguiente.
La inyección de capital no funcionará si el capital se disemina en el mantenimiento de un enorme engranaje burocrático y en la corrupción, que favorecerá únicamente a una pequeña fracción de la población compuesta por funcionarios públicos y algunos empresarios. Mientras tanto las medidas de austeridad y el aumento en los impuestos sí perjudicarán a la gran masa laboral y a las clases medias, aumentando la brecha entre los ricos y los pobres.
Ahora supongamos que implementamos medidas para combatir la corrupción, pero la educación pública sigue siendo deficiente. La fracción de la población con una pobre educación no podrá competir en las mismas condiciones que los que reciben una educación adecuada en el ruedo laboral, aumentado la brecha entre ricos y pobres. Esto trae como consecuencia las masivas migraciones hacia el norte con la consiguiente desintegración de las familias, delincuencia y –aquí entra un factor de retroalimentación- más corrupción. Por lo tanto, si queremos que las medidas en contra de la corrupción funcionen debemos atacar también el problema de la educación.
Todos los factores que contribuyen al subdesarrollo –corrupción privada, pública y jurídica, delincuencia y crimen organizado, desintegración familiar, enorme brecha entre ricos y pobres, educación básica deficiente, ausencia de adecuados servicios de salud, impunidad, falta de puestos de trabajo, baja inversión de capital interno y extranjero, etc.- se retroalimentan unos a otros haciendo de la pobreza una enfermedad multisistémica difícil de tratar que exige un abordaje multisistémico.
En resumen, la pobreza de nuestros países es una enfermedad multisitémica, la “enfermedad de la pobreza.” Saludos. 
También lea: 
Clases-medias-victimas-de-la indiferencia
¿Ya escribiste tu comentario sobre este artículo? Los mejores comentarios serán publicados en un nuevo post. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Por favor comente este entrada.